La solución: UNIRNOS

cop21

Puesto que os hemos creado a todos de una misma sustancia, os incumbe ser como una sola alma, caminar con los mismos pies, comer con la misma boca y habitar en la misma tierra, para que mediante vuestros hechos y acciones se manifiesten, desde vuestro más íntimo ser, los signos de la unicidad y la esencia del desprendimiento.
                                             Bahá’u’lláh

¿Más policías y soldados? ¿Hacer listas de los posibles terroristas? ¿Mayor vigilancia? ¿Poner cámaras de video en las calles y lugares públicos? ¿Más impuestos? ¿Más educación? ¿Más castigos?

Los gobiernos están haciendo esfuerzos desesperados para acabar con los terroristas que a nivel mundial han matado salvajemente a miles de personas. Para eliminar esa plaga inhumana se necesita la participación de todos nosotros, no solamente una  parte.

La amenaza de enfermedades contagiosas como el ébola o la gripe H1N1 están siempre presentes. Para eliminarlas es necesario que trabajemos juntos.

Actualmente se lleva a cabo en París la conferencia COP21 en la que participan 195 países para controlar el calentamiento global que amenaza a toda la humanidad. Los participantes, y gran parte de la población mundial, espera que se logre la meta impuesta de reducir la temperatura promedio del planeta en 2 grados C. Si no se logra el cambio climático será devastador. Algunos países serán afectados directamente, pero todos sentiremos las consecuencias por el aumento de guerras y el desequilibrio social, en gran parte del planeta – ya está ocurriendo – y provocará más hambrunas, más guerras y disturbios por causa del agua y la agricultura. La emigración será más masiva que la que ocurre actualmente.

Esas son solo algunos de los problemas más acuciantes. Esos y otros problemas disminuirán si nos damos cuenta que  pertenecemos a una sola familia. Todos estamos conectados. Si seguimos permitiendo que niños en África y en el medio Oriente sigan enlistados en la guerra, que las niñas y niños sean abusados sexualmente, que las mujeres sean explotadas y maltratadas al punto de cortarle la mano a una sirvienta, que hombres sean esclavizados para trabajar en barcos en alta mar, que niñas sean obligadas por sus propios padres a trabajar en burdeles, ¿qué podemos esperar para el futuro cercano?

La solución, insistamos, es darnos cuenta que somos  una familia; que estamos conectados, llámele karma o lo que usted quiera pero esa es la realidad. Hasta que no nos percatemos de esa verdad, no podremos eliminar a ISIL, ni el hambre, ni todas las enfermedades contagiosas que nos amenazan.

Esforzaos, oh pueblo de Dios, que quizá los corazones de las diversas razas de la tierra, a través de las aguas de vuestra indulgencia y amorosa bondad, puedan ser santificados y purificados de la animosidad y el odio, y se conviertan en merecedores y dignos repositorios de los esplendores del Sol de la Verdad.

                                                                                                                 Bahá’u’lláh

Acerca de César

Profesor retirado de Bioquímica de la Universidad de Puerto Rico. Me encanta la ciencia, lo racional, junto con la parte llamada espiritual del ser humano. Encuentro en la Fe Bahá'í la paz y el entendimiento para la solución de muchos problemas personales y sociales. Me preocupa la situación social en general y especialmente la de Cuba.
Esta entrada fue publicada en baha'i, crisis mundial, ISIL, Paz y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s